Saltar al contenido
EMPRENDE CON HUEVOS

¿Piensas emprender una ferretería? ¡Aquí te enseñamos!

Las ferreterías son establecimientos comerciales dedicados a la venta de diversos útiles para el bricolaje, la construcción y las necesidades del hogar, normalmente para el público en general aunque también existen dedicadas a profesionales.

Este sector es bastante rentable ya que a diario las personas buscan herramientas para la construcción de obras tanto en sus hogares como lugares de trabajo. Por ello, si te animas a emprender una ferretería, en Emprende con Huevos te diremos todo lo que necesitas saber.

🚘  ¿Qué necesitas para abrir una ferretería?

Normalmente, las ferreterías ofrecen todo tipo de útiles para personas aficionadas que quieren prescindir del servicio de un profesional e intentar llevar a cabo alguna actividad por cuenta propia. Sin embargo, esto no quiere decir que no puedas ofrecer un servicio más personalizado, enfocado en los profesionales de diferentes áreas, como electricistas, fontaneros y carpinteros.

Si prestas atención a los puntos que mencionamos en esta reseña para abrir una ferretería, entonces tus probabilidades de éxito y de crear un negocio mucho más ambicioso de lo que pensabas serán mucho más altas. ¡Comencemos!

🚍 Piensa en el tipo de ferretería que quieres tener

El primer paso en todo emprendimiento es organizar muy bien la idea que tenemos de nuestro proyecto antes de materializarlo. En el caso de la ferretería, debes pensar en los artículos y servicios que quieres ofrecer. La ventaja en este tipo de negocios está en que hay muchos artículos que puedes vender, por lo que atraerás a todo tipo de clientes.

🚍 Estudia tu mercado

Muy importante para conocer el tipo de público que entrará en tu tienda y el nivel de competitividad que deberás enfrentar. Para una ferretería acuden todo tipo de personas: Individuos que andan buscando algo en particular para una reparación urgente en su hogar, profesionales que van en representación de una empresa y necesitan herramientas específicas.

Asimismo, quizás algún presupuesto para compras al mayor y aquellos a los que les gusta coleccionar o comprar artículos simplemente por hobby o para algún imprevisto se hacen presentes en las ferreterías para gastar diversas sumas de dinero.

🚍 Haz un plan de negocios

Luego de organizar la idea y estudiar el mercado, ya estás listo para crear un plan de negocios. Este tipo de documentos se hace con el fin de pulir todos los detalles que quieres que tenga tu empresa y presentarlo de forma más profesional y organizada, bien sea a socios o instituciones bancarias. Una vez hecho esto, puedes avanzar al siguiente paso.

🚍 Evalúa tu capital y tus activos

Quizás uno de los obstáculos principales a la hora de emprender un negocio es el dinero. En este caso, no vamos a engañarte: Necesitarás una buena cantidad para poder cubrir todos los gastos que se aproximan.

Al evaluar tus activos pueden encontrar la forma de financiar tu proyecto y hacer una inversión a largo plazo, pero si no tienes muchas opciones, siempre puedes acudir al banco y mostrarles una propuesta bien atractiva y sustentable.

🚍 Determina la estructura legal

Vas a necesitar una serie de permisos y certificados para poder abrir tu ferretería. Determinar la estructura legal va a depender del país donde te encuentres y las políticas que manejen para este tipo de negocios, así que te recomendamos investigar en los organismos competentes cuáles son los requisitos.

Intenta cumplir esta etapa antes de continuar para que, en un futuro, cuando ya hayas buscado la ubicación o comprado los insumos, no tengas que enfrentar algún tipo de conflicto por falta de papeleo para obtener tu negocio legalmente.

🚍 Encuentra tu local

¿Todo en orden con la ley? Entonces ya puedes ir pensando en la ubicación de tu local. Como ya elaboraste un plan de negocios, significa que ya tienes una idea del tipo de ferretería que quieres abrir.

Si quiere iniciar con un negocio pequeño, que tenga una variedad modesta de artículos y materiales, tal vez te baste con un local de unos 100mts2. Pero si quieres ofrecer todo tipo de productos y orientarte más a la ferretería industrial, tu tienda deberá ser de 130mts2 o más.

Sin importar cual sea tu caso, la ubicación juega un papel muy importante. Escoge una calle comercial, que tenga un flujo peatonal y vehicular constante. Tampoco está de más evaluar la zona en donde planeas abrir el negocio, para saber qué tan rentable será tu ferretería y los precios que los clientes estarán dispuestos a pagar.

🚍 Contacta proveedores y compra los insumos

Si ya tienes tu local es momento de irlo amoblando. Necesitarás estantes, exhibidores para diferentes artículos y una caja registradora. En las ferreterías es muy frecuente que haya espacios para probar las herramientas y comprobar que están en perfecto estado, sobre todo las que funcionan con electricidad.

Entre los artículos que no te pueden faltar están los tornillos, destornilladores, cautín, soplete, martillo, alicates, pintura, cinta métrica, candados, tubos, pegamentos industriales, silicón, llaves inglesas, tuercas, taladro, sierra, bombillos, brochas, rodillos, materiales eléctricos, grifería, etc.

Para adquirir todos estos equipos necesitaras un buen proveedor, donde te asesoren, sean de calidad y tengan buenos precios.

 

🚍 Atención al cliente

Este es un punto que obviamos la mayoría del tiempo porque todo negocio debe tener una atención al cliente competente. Pero en el caso de una ferretería, no sólo necesitarás a una persona para cobrar y responder preguntas, sino a verdaderos expertos en la materia que sean capaces de asesorar y guiar al cliente en su búsqueda de artículos.

Como ya mencionamos, muchas de las personas que acuden a la ferretería no son profesionales, así que lo más probable es que tengan muchas preguntas que hacer antes de comprar algún producto, y más vale contestarlas de forma convincente.

🚍 Publicidad y Promoción

Un plan de marketing es un factor crucial si quieres que tu negocio se dé a conocer rápidamente. Explora diferentes opciones publicitarias que no sean demasiado costosas y que realmente te ayuden a tener el impacto que buscas. Para esto puedes acudir a la radio o imprimir algunos folletos. Si quieres un camino más ecológico y práctico, entonces el internet es la herramienta indicada. Publica tu nueva ferretería en las redes sociales y asesórate con un experto en marketing digital para sacarles el máximo provecho.

Aunque no está demás tener una opción para compras online, esta clase de servicios para una ferretería quizás no sea muy explotado, porque la mayoría de clientes querrán probar y ver los artículos en persona.

error: Content is protected !!